WRC

- Kevin Muñoz

La vida sigue igual: Sébastien VI de Montecarlo

Ogier suma su sexta victoria en el Principado tras dominar de principio a fin el rallye monegaco. Los Toyota de Tänak y Latvala lo secundan en el podio.

Año nuevo, misma historia. Pasan las temporadas y hay algo que nunca cambia, Sébastien Ogier alzándose con el triunfo en el Rallye Montecarlo. El de Gap acaba de sumar su quinta victoria consecutiva  - sexta de su palmarés – en la cita más mítica del Mundial de Rallyes.

Tras liderar la carrera desde el primero hasta el último tramo, Ogier y Julien Ingrassia han cosechado un nuevo triunfo en las frías montañas próximas al Principado a bordo de su Ford Fiesta WRC. Demostrando que es el mejor piloto a nivel estratégico, el galo atacó cuando debía y se dedicó a administrar su ventaja cuando disfrutó de un colchón de seguridad sobre Ott Tänak.

En la última etapa de hoy, que ha constado de cuatro tramos, el piloto de M-Sport Ford ha arrancado con fuerza y se ha hecho con el scratch en el TC14 (Col de Turini). Con la última parte de la especial completamente helada, Ogier ha sido capaz de endosarle 11.5 segundos a Tänak y sentenciar el rallye. Desde ese momento, los tres últimos tramos han sido un mero trámite hasta descorchar el champán del podio.

Gran debut de Tänak con el Yaris WRC, siendo el único en plantar cara a Ogier. | Jaanus Ree/Red Bull Content Pool

El flamante fichaje de Toyota, Tänak, ha dado por buena la segunda posición y tampoco ha querido arriesgar en exceso durante este último día de competición. En su debut con la marca japonesa, el estonio ha dejado claro que será uno de los grandes rivales de pentacampeón mundial en el campeonato. Cerrando el podio, Jari-Matti Latvala ha vuelto a cuajar un meritorio y consistente Rallye Montecarlo, dejando patente que ya no es aquel Latvala de Volkswagen que cometía errores con frecuencia.

La fiesta no ha sido completa para el equipo dirigido por Tommi Mäkinen. Antes del Power Stage, Esapekka Lappi era cuarto con el tercero de los Yaris WRC, pero el joven finlandés volador ha cometido un error en una curva que le ha hecho irse largo a la escapatoria, perdiendo más de medio minuto. Este fallo de Lappi ha permitido que Kris Meeke, que se ha llevado los cinco puntos extras por ganar el último tramo, finalizase cuarto por delante de Thierry Neuville y Elfyn Evans, superado por el belga en esta última especial. De este modo, Lappi, completamente abatido a su llegada a la meta, ha terminado séptimo.  

Bryan Bouffier, Craig Breen y Jan Kopecky, claro ganador del WRC 2, han completado las diez primeras posiciones. Undécimo, a las puertas de los puntos y segundo entre los RC2, ha finalizado el jovencísimo Kalle Rovanperä con un Skoda Fabia R5 privado.