WRC

- Kevin Muñoz

Tänak a un paso del triunfo, Sordo segundo

El estonio de Toyota domina a placer en Alemania y está a tres tramos de reeditar su victoria. Gran remontada del español con recital en el Panzerplatte.

Visto para sentencia. La victoria en el Rallye de Alemania parece tener claro nombre y apellido, Ott Tänak. El estonio, que ya triunfó en las carreteras germanas el pasado año, deberá pasar el tramite de la jornada de mañana para alcanzar su tercera victoria de la temporada, y primera sobre asfalto, con el Toyota Yaris WRC.

El jefe de filas de la formación nipona cuenta con una cómoda renta de 43.7 segundos sobre Dani Sordo. El español ha sido uno de los grandes protagonistas del bucle vespertino, donde ha realizado una sensacional remontada desde la quinta plaza.

El piloto cántabro de Hyundai ha sido el mejor en los dos tramos disputados en las pistas de entrenamiento militar de Baumholder, alzándose con el título honorífico de ‘Rey del Panzerplatte’ tras su triunfo también en la primera pasada.

Brillante jornada de Sordo con una remontada espectacular. | Bastien Baudin

Sordo y Carlos del Barrio han logrado batir en una bonita pelea a Jari-Matti Latvala. El finlandés de Toyota completa el podio provisional y se encuentra a solo ocho décimas de segundos del chico de Puente San Miguel. Ambos se han beneficiado del pinchazo que ha sufrido Sébastien Ogier en la segunda especial de la tarde.

El pentacampeón mundial de M-Sport Ford rodaba en segunda posición hasta que ha golpeado una roca en el tramo largo del Panzerplatte, lo que le ha obligado a parar y cambiar la rueda dañada. Esta acción les ha hecho ceder 1:43 con la cabeza, viéndose relegado a la séptima posición y dejando escapar muchas de sus opciones a sumar su sexto título consecutivo.

El líder del campeonato, también beneficiado de la mala fortuna del francés, es cuarto y mañana tendrá ante sí una gran oportunidad para incrementar su ventaja al frente de la clasificación general en un rallye donde parecía que iba a ceder algo de terreno con Ogier.