WRC

- Redacción

Sordo en pugna con Mikkelsen y Neuville, Ogier líder

Dani Sordo y Marc Martí ocupan el tercer puesto en la clasificación provisional del Rally de Alemania a falta de la última jornada de la prueba.

Sordo y Martí han ganado una posición a lo largo de las nueve especiales disputadas hoy, y se encuentran clasificados provisionalmente en el podio de la novena prueba del Campeonato del Mundo de Rallyes.

Dani y Marc aventajan en tan sólo cuatro décimas de segundo a sus compañeros Neuville y Gilsoul después de una apretada lucha en la que las condiciones climatológicas cambiantes y la elección de neumáticos han sido claves.

El equipo español del Hyundai Shell World Rally Team ha vuelto a acusar su posición de salida a los tramos, pero a pesar de ello han recortado notablemente la diferencia con sus compañeros de equipo y con la pareja de Volkswagen Mikkelsen-Jaeger, estando clasificados a menos de cuatro segundos de los noruegos, que ocupan la segunda posición en la prueba cuando quedan tan sólo cuatro especiales por disputarse mañana.

Sordo ha marcado el segundo mejor tiempo en tres de las nueve especiales disputadas hoy, entre ellas las dos pasadas a Panzerplatte Lang, la especial más larga del rally que se disputa en el campo militar de Baumholder, que cuenta nada menos que con noventa y seis curvas y numerosos cambios de ritmo y tipo de firme a lo largo de sus más de cuarenta kilómetros de recorrido: “Estoy muy contento de regresar al Campeonato después de mi lesión. A pesar de que nuestro orden de salida a los tramos no nos ha ayudado, hoy he disfrutado con la lucha que hemos tenido. El coche es perfecto. Ha habido situaciones en las que no he tomado excesivos riesgos al no llevar la monta de neumáticos más adecuada, pero hemos conseguido recortar distancias y marcar buenos tiempos. Aunque la diferencia es mínima, la tercera posición está muy bien de cara a la etapa de mañana”, comentaba el piloto español después de ser segundo en la última especial del día, Panzerplatte Lang.

Mañana esperan poco menos de sesenta kilómetros cronometrados a los pilotos, repartidos en cuatro especiales. Deberán dar dos pasadas a Dhrontal, típico tramo del Rally de Alemania que escala entre viñedos, y dos pasadas a Sauertal, cerca de la frontera con Luxemburgo, que será el Power Stage en la segunda de ellas.

José Antonio "Cohete" Suaréz, tras los problemas de ayer, hoy ha realizado excelente conos en el WRC2 con su Peugeot 208, siempre por detrás de los inalcanzables Skoda Fabia.

Resumen de la jornada

El Campeón del Mundo ha arrancado el segundo día por detrás de su compañero de equipo en Volkswagen, Andreas Mikkelsen, por 4.3 segundos. Pero nueve etapas después, cinco de los cuales se han disputado en el siempre complicado asfalto del Baumholder, Ogier ha terminado con una ventaja de 33.4 segundos al frente de la clasificación general.

Los resultados anteriores muestran que el francés es un gran fan de las especiales del Panzerplatte - y no ha defraudado en esta ocasión. Después de recortar dos segundos con Mikkelsen en las cuatro primeras especiales, ha superado con claridad a su rival en la primera pasada por los 40,80 kilómetros del Panzerplatte Lang, un tramo que más tarde ha sido cancelado por el accidente de Stéphane Lefebvre, yendo 13.5 segundos más rápido.

Y la tendencia se ha mantenido en el segundo bucle de la tarde. Mikkelsen se la ha jugado montando neumáticos duros para la segunda pasada por el Panzerplatte Lang, Ogier ha optado por los neumáticos blandos para unas pistas más húmedas. La decisión del francés ha sido la más adecuada y ha añadido otros 13.1 segundos a su renta global.

“Hemos tenido una elección de neumáticos difícil para estas dos últimas especiales, pero creo que hemos conservado los neumáticos blandos bastante bien y hemos tenido un tramo limpio”, ha dicho Ogier. “Estoy feliz y espero que sea un renta cómoda para mañana. Pero tenemos secciones de viñedos que pueden ser complicadas y casi 60 kilómetros de carrera. Voy a tener que empujar”.

Mikkelsen no ha tenido ritmo para mantener el liderato

Después de comenzar el día como líder, la falta de ritmo de Mikkelsen le ha hecho ceder mucho terreno y verse implicado en la pelea por la segunda plaza con los pilotos de Hyundai, Dani Sordo y Thierry Neuville [abajo] en el tramo final.

Sordo ha superado a su compañero de equipo en la última especial del día y ha terminado a solamente 3.6 segundos por detrás de Mikkelsen. Neuville, por su parte, está a sólo 0,4 segundos de su compañero de equipo español en la cuarta plaza.

Refiriéndose a su decisión de apostar por los neumáticos duros por la tarde, Mikkelsen ha comentado: “Tenía que probar algo diferente. En algunos lugares el coche era bastante estable, pero en algunas zonas era muy difícil conseguir la confianza con la falta de adherencia”.

Sordo ha quedado encantado con su jornada y el hecho de que haya finalizado en tercera posición, mientras que Neuville era muy consciente de la dura batalla entre él, Sordo y Mikkelsen para mañana. Con una sonrisa irónica en su rostro, Neuville ha declarado: “Estará apretado”.

Buscando más confianza en asfalto, Hayden Paddon ha completado el día en el quinto lugar después de una carrera limpia, mientras que el piloto de M-Sport, Mads Ostberg, ha llevado su Ford Fiesta RS WRC hasta la sexta posición después de un día mediocre en el que se ha sufrido de sobrecalentamiento en los frenos.

Tras los seis primeros World Rally Cars vienen los mejores clasificados de la categoría R5. Esapekka Lappi lidera la clase seguido de los también pilotos de Skoda, Pontus Tidemand, Jan Kopecky y Armin Kremer.