WRC

- Redacción

Sonrisas y lágrimas en el Mundial de Rallyes

Elfyn Evans y Thierry Neuville representaron en Córcega fielmente los sentimientos que afloran en las competiciones más duras. La alegría por el triunfo y la tristeza por la pérdida de la victoria.

Muchos dicen que así son las carreras, y no les falta razón. No es la primera vez que sucede, que un piloto ya divisa la meta del último tramo y le ocurre un percance en esa especial que le impide ganar. Son las reglas del juego. Si arriesgas puedes ganar, pero también perder.

En Córcega le toco “llorar” a Evans, el piloto de M-Sport que llegaba al último tramo con todo a favor para vencer por primera vez esta temporada, la segunda sería en su carrera deportiva del WRC. A Thierry Neuville, y por extensión a Andrea Adamo, el nuevo director deportivo de Hyundai y a todo su equipo, les toco reír, la alegría de la victoria, casi inesperada que a veces es mucho más alegre. Se la encontraron, sí, pero también la pelearon estando al acecho del triunfo en todo momento.

Thierry Neuville y todo su equipo, en una muestra inconfundible de fair play, reconocieron que Elfyn Evans había merecido la victoria, un consuelo pobre para un piloto que busca continuamente su sitio en el WRC y que lucha por las victorias en el menos oficial de los equipos oficiales.

Con todo, el Mundial de Rallyes se encuentra en estos momentos con un interés por encima del esperado. Los tres pilotos que se jugaron el título en 2018 hasta el último momento vuelven a las andadas, y con cuatro pruebas disputadas están separados por tan solo 5 puntos, con Neuville a la cabeza seguido de Ogier y Tanak.

Poco que decir de nuestro Dani Sordo, que hizo labor de equipo para sumar el mayor número de puntos para el Mundial de Constructores, y de hecho han servido para colocar a Hyundai al frente de la clasificación con 12 puntos por delante de Citroën, 16 más que Toyota, los últimos campeones. El WRC se juega en todos los frentes.

Ahora toca cruzar de nuevo el océano rumbo a Argentina, donde curiosamente en las 6 ultimas temporadas no ha repetido nadie triunfo. Ott Tanak, Thierry Neuville, Hayden Paddon, Kris Meeke, Jari-Matti Latvala y Sébastien Loeb han sido los vencedores desde 2013 a 2018. Otra curiosidad más, Sébastien Ogier no ha logrado nunca el triunfo en Argentina, se le resiste al de Gap, algo que no ocurre con su rival Loeb, que tiene 8 victorias, aunque no estará presente en esta edición.