WRC

- Redacción

El Rallye de Suecia, fiel a su filosofía

La prueba nórdica repetirá en 2019 prácticamente todo el recorrido de la última edición, una fórmula y que garantiza el éxito el rallye.

El itinerario de la que es tradicional segunda prueba del campeonato del WRC enviará de nuevo a los equipos a los bosques helados de Suecia y de la vecina Noruega, para recorrer 19 tramos que suman un total de 319,17 km.

Centrada alrededor del parque de asistencia en el aeropuerto de Torsby, la acción comenzará el jueves por la noche con el primero de los dos pasos por el tramo súper especial de Karlstad, de 1,90 km de longitud, que se repetirá el sábado por la noche.

La acción del viernes será idéntica a la de este año, con 138,78 km de tramos, sobre todo en Noruega. La prueba de Röjden es un verdadero reto internacional: comienza y termina en Suecia, con el tramo intermedio al otro lado de la frontera, en Noruega. Torsby es la única especial que se desarrolla íntegramente en Suecia en el día más largo del rallye.

El único cambio significativo en el recorrido del rallye se realiza el sábado con el regreso de la prueba de Rämmen, utilizada por última vez en 2016. Se repite dos veces, el tramo de 23,00 km está compuesta predominantemente por carreteras utilizadas en su última aparición, pero se realizará en sentido contrario.

Tres tramos conforman el último día de acción del domingo, con dos pasos a Likenäs como punto de partida. Una repetición de la especial de Torsby del viernes, que termina justo al lado del parque de servicio, y termina el rallye con la especial retransmitida en directo por televisión, el Power Stage. Después del Power Stage, la ceremonia del podio tendrá lugar en el parque de servicio el domingo por la tarde.