WRC

- Javier Bueno

Poderío absoluto

Ott Tänak y Toyota no han dado opción en la primera etapa de la cita española del Mundial de Rallyes.

Año tras año la llegada del Rallye de España a Cataluña nos hacer generar esperanzas de asistir a una cita sin igual en el que la tierra y el asfalto se mezclan en una convocatoria mundialista de la que es difícil sustraerse, y mas cuando los dos títulos en el Campeonato del Mundo de Rallyes 2018, el de Marcas y el de Pilotos, están por dirimirse.

Metidos ya en faena, el poderío que hasta la fecha estaba marcando Toyota con el que ya es su piloto number one del equipo, el estonio Ott Tanak, sigue siendo abrumador, frente a sus mas encarnizados rivales, Sebastien Ogier y Thierry Neuville. Un cerco que se abría un poco tras el incompresible error que piloto estonio cometía en el Rallye de Gales, que le llevaba al abandono.

Un error que aquí en Cataluña, sí o sí, tenía que enmendar tal y conforme está poniendo de manifiesto en esta primera etapa del rallye, con una ventaja que empieza a ser ya sustancial respecto a Ogier y Neuville. Y es que aun saliendo desde la tercera posición, Ott no deja que nadie se le acerque, aunque ese nadie y de la parte que nos toca, nos congratula al tener a Dani Sordo en segunda posición. Nuestro piloto de Hyundai esta sorteando todos los inconvenientes de unos tramos bastante delicados, para abordar mañana la primera etapa de asfalto, en la que Dani siempre se ha mostrado muy competitivo, y mas en este rallye, en el que nos está sorprendiendo también la actuación de Elfyn Evans y un Sebastien Loeb, que empieza a trepar hacia el podio.

En cuento a la categoría WRC2, sorpresa, como no podía ser de otra manera, por la marcha de los nuevos VW Polo R5, con Camilli en cabeza, mientras que por el momento, nuestros pilotos, Pepe López y José Antonio Suárez no lo llevan muy bien, salvando el panorama en esta categoría, Nil Solans, tanto como su hermano Jan en la Peugeot Rally Cup Ibérica y la Beca Junior de la RFEdA.