WRC

- Redacción

Un pinchazo de Tanak da la victoria a Mikkelsen; Sordo abandona

Hoy Tänak pinchaba una rueda y cedía de golpe 40 segundos en la penúltima especial, entregando la victoria a Andreas Mikkelsen. Dani Sordo tuvo que abandonar.

El Campeonato del Mundo FIA de Rallies de 2016 está viviendo una temporada realmente interesante. La incertidumbre sobre quien puede ganar cada rally es muy grande, hasta el punto que con el triunfo in extremis de Andreas Mikkelsen-Anders Jaeger (Volkswagen Polo R WRC) en Polonia, se hablará más de la segunda posición de Ott Tänak-Raigo Molder (Ford Fiesta RS WRC) que de otra cosa, dado que el equipo estonio dominó la carrera hasta la penúltima prueba especial, en la que un pinchazo en la rueda delantera derecha le apartaba injustamente de un triunfo más que merecido.

La lista de ganadores de esta temporada asciende ya a seis sobre siete rallyes, un hecho que no ocurría desde la noche de los tiempos. Y si a ello le sumamos que con el casi triunfo de Ford-M Sport en Polonia todas las marcas involucradas en el WRC han demostrado en alguna ocasión estar capacitadas para la victoria, el interés no puede ser mayor. Tras estos dos auténticos dominadores del Rally de Polonia han terminado los neozelandeses Hayden Paddon-John Kennard (Hyundai i20 WRC), de nuevo muy acertados.

Volkswagen lleva 4 victorias, dos de Ogier y una de Latvala y Mikkelsen; Hyundai 2, para Paddon y Neuville; mientras que tras quedarse hoy a las puertas Ford-M Sport (con Tänak) es Citroën (Meeke) la única que lleva 1 triunfo esta temporada ¡excelente! El WRC ha llegado a la mitad de la temporada creando unas expectativas en cada rally que nadie imaginaba de entrada, por mucho que una buena parte de este reparto venga dado por el orden de salida de los pilotos a las dos primeras jornadas de carrera de cada rally.

En todo caso también se demuestra que los pilotos de punta, motivados y con ganas de ganar, son capaces de todo; también que a Ogier algo le pasa ya que sus cualidades dan para algo más que para un solitario scratch en una de las tres súper especiales de la carrera (aunque en la etapa dominical ha ganado otros 2), por mucho que es evidente que se trata del piloto más penalizado de todos por salir primero a los tramos; y que todos los WRC en liza pueden rivalizar por el podio, siempre aprovechando al máximo el tipo de piso y de monta que más les conviene, como ha sido el caso de Tänak, el Fiesta y las Dmack en este rally.

Así fue el rally

La súper especial del jueves era ganada por Neuville, de nuevo un Hyundai líder, un dominio que nada más dar inicio la etapa del viernes proseguía con el scratch matinal de Paddon. Las hostilidades empezaban pronto dado que en el segundo tramo eran los Polo de Mikkelsen y Ogier los que aventajaban al resto. Tänak (Ford) ganaba el tercero y Paddon volvía a hacerlo en el cuarto. Se llegaba al parque de asistencia de Mikolajki con cuatro pilotos en poco más de 9, los que habían marcado algún scratch y Ogier, que desde su primera posición en la salida debía claudicar un rally más ante sus rivales mejor posicionados. Por la tarde, el segundo paso por estos tramos daba como resultado un fabuloso trío de scratch consecutivos por parte de Tänak, con los que se colocaba líder, mientras que Paddon y de nuevo Tänak, esta vez empatado con Ogier, lograban los dos restantes. El día concluía por lo tanto con el estonio en cabeza, 4 más rápido que Mikkelsen y 10 de Paddon, con Ogier y Neuville otros 10 por detrás, lo que hacía augurar un sábado de alto voltaje.

El sábado era un día importante, dos pasadas a tres tramos más de nuevo la súper especial de Mikolajki debían dejar el rally visto para sentencia. Si bien el dominio de Tänak siguió con el estonio conteniendo con maestría a la jauría, bien es cierto que la diferencia en segundos una vez concluida la jornada, con 60 km de velocidad por delante de cara al domingo, no dejaba nada definido. En todo caso, el sábado veía al del Fiesta ganar la primera pasada al trío de especiales, lograba poca distancia en cada una pero la suficiente para ir sumando, segundo a segundo, y de paso demostrar que ese era posiblemente el rally de su vida. En la segunda pasada, la mezcla de pilotos en cabeza fue de lo más dispar: Mikkelsen (VW), el sorprendente Lefebvre (Citroën) y Latvala (VW), quedando la súper especial para Tänak, dejando con ello boquiabierto a medio mundial por su demostración de poderío.

Y llegó el domingo. Mikkelsen arrancaba fuerte ganando en el largo Baranowo (21,25 km), sacando 2,4 a Tänak; la distancia por lo tanto se reducía a 18,9 a favor del de Ford. En la primera pasada por Sady (8,55 km), Ogier alcanzaba su segundo scratch del rally, pero lo interesante era la lucha Mikkelsen-Tänak: 3 décimas a favor del noruego, por lo que la distancia quedaba prácticamente igual a favor de Ott: 18,6.

Quedaba una segunda pasada por estos tramos, menos de 30 km cronometrados. Si en la primera pasada el Polo sólo pudo recuperar 2,7 al Fiesta, era lógico pensar que el que estaba deseando estrenarse en lo más alto del podio del mundial podría aguantar la presión. Pero la suerte no suele estar los últimos años con la escuadra de Malcolm Wilson: Tänak pinchaba una rueda y cedía de golpe 40 en la primera de estas dos últimas especiales, de modo que Mikkelsen se encontraba líder prácticamente con la diferencia a su favor que tenía en contra antes de Baranowo-2, ¡todo un regalo!

En todo caso, en Baranowo-2 ganaba Latvala, mientras que en el power stage de Sady-2 un Ogier en vena lograba los 3 puntos, seguido de Latvala y Neuville. Tänak, con problemas, lograba llegar a la meta pero por poco no pierde también la segunda posición, que salvaguardaba por unos escasos 2,3 sobre Paddon, que también se vio amenazado hasta el final por Neuville, que se clasificó a 8 décimas por detrás. Final duro para el estonio y en especial también para su patrón, que necesitaba esta victoria como agua de mayo, un triunfo que no logra un Fiesta desde Gran Bretaña 2012.

Victorias en WRC2 de Teemu Suninen (Skoda), que además arañaba el punto de la 10ª posición absoluta, con Elfyn Evans (Ford) segundo y Esapekka Lappi (Skoda), tercero. En WRC3/FIA Júnior el ganador ha sido Simone Tempestini. Retirada para Dani Sordo-Marc Martí (Hyundai) por problemas de suspensión tras un rally no muy brillante. La próxima prueba en Finlandia, del 28 al 31 de este mes de julio.

Clasificación final del 73 PZM Rally Polonia 2016

1-Andreas Mikkelsen-Anders Jaeger (Volkswagen Polo R WRC), 2h.37'34"4

2-Ott Tänak-Raigo Molder (Ford Fiesta RS WRC), +26"2

3-Hayden Paddon-John Kennard (Hyundai i20 WRC), +28"5

4-Thierry Neuville-Nicolas Gilsoul (Hyundai i20 WRC), +29"3

5-Jari-Matti Latvala-Miikka Anttila (Volkswagen Polo R WRC), +33"8

6-Sébastien Ogier-Julien Ingrassia (Volkswagen Polo R WRC), +40"3

7-Craig Breen-Scott Martin (Citroën DS3 WRC), +2'01"4

8-Mads Østberg-Ola Floene (Ford Fiesta RS WRC), +3'04"6

9-Eric Camilli-Benjamin Veillas (Ford Fiesta RS WRC), +5'23"1

10-Teemu Suninen-Mikko Markkula (Skoda Fabia R5, WRC2), +5'53"3

11-Lorenzo Bertelli-Simone Scattolin (Ford Fiesta RS WRC), +5'57"0

12-Stéphane Lefebvre-Gabin Moreau (Citroën DS3 WRC), +6'38"0

13-Elfyn Evans-Craig Parry (Ford Fiesta R5, WRC2), +6'42"9

14-Esapekka Lappi-Janne Ferm (Skoda Fabia R5, WRC2), +8'26"0

15-Henning Solberg-Ilka Minor (Ford Fiesta RS WRC), +9'00"3