WRC

- Redacción

Meeke paga los platos rotos en Cerdeña

El piloto británico cederá su puesto a Andreas Mikkelsen en Polonia, de acuerdo con su jefe de equipo para tomarse un rallye de “vacaciones” hasta Finlandia.

Tras los pobres resultados del equipo Citroën en lo que va de temporada y después de los continuos incidentes y accidentes en los que Kris Meeke ha sido principal protagonista, recién terminado el rallye italiano el director deportivo del equipo francés, Yves Matton, tomaba la decisión de cambiar los planes para el Rallye de Polonia, dando una segunda oportunidad a Mikkelsen en detrimento de Meeke, que no volverá a correr hasta el Rallye de Finlandia. “Hemos considerado que Meeke necesita un tiempo de tranquilidad, y dejar correr un rallye hasta Finlandia; lo hemos hablado con él y ha estado de acuerdo. Por ello nos centraremos en Mikkelsen, Lefebvre y Breen, estos dos en fase de formación”.

Este anuncio no hace sino confirmar la mala elección de pilotos que se hizo para esta temporada, algo que está empezando a pasar ya factura. Bien es verdad que para el Rallye de Cerdeña, Matton les pidió a sus pilotos llevar los tres coches a la llegada. Meeke no llegó, a Mikkelsen le vino de perlas esta consigna y Breen en su afán de marcar algún crono destacable, partió la caja de cambios, terminando eso si muy atrás.

Se dice que el C3 WRC es el mejor coche de todos los WRC, pero también el mas difícil de pilotar y Meeke a pesar de sus muchos incidentes, cada vez lo iba teniendo mas por la mano.