WRC

- J.M. Fernández Pellón

Dani Sordo: catorce años de su debut en el WRC

Según nos ha recordado a través de Twitter Carlos Díaz, una persona muy cercana a Dani Sordo y que fuera uno de sus ouvreurs en el Mundial, hoy hace catorce años que Dani, acompañado por Juan Castillo, debutó en el WRC. Fue en Rallye España-Cataluña Costa Brava de 2003

Meses después de haberse impuesto en el Rallye de Santander a los mandos de un Mitsubishi Lancer, Dani Sordo y Juan Castillo daban un nuevo paso de gigante al competir en el Rallye de España.

La carrera de Dani en su debut en el WRC fue prudente. Por un lado aconsejado por un desconocimiento de los tramos, viéndose obligado a dar dos pasadas de reconocimiento en lugar de las cuatro que acostumbraba en el Nacional. Además, Dani estrenaba coche, dejando su habitual Evo con el que corría encuadrado en el equipo Mitsubishi RACC Junior para competir con un Evo VII alquilado a su ingeniero Javier Reyes, un coche que se acabó de construir la misma semana del rallye.

Dani Sordo

Con este planteamiento a nadie extraño que Xevi Pons, con el mismo coche que había competido toda la temporada, fuera distanciando tramo a tramo al de Puente San Miguel, no estableciéndose lucha alguna entre ellos. Ambos pilotos siguieron, como todo el año, los consejos de Antonio Zanini, su profesor sobre el terreno.

Lo cierto es que Dani llegó a la asistencia tras los primeros tramos  un poco defraudado ya que en sus primeros kilómetros con este coche tuvo la sensación de que corría menos que el que él utilizaba habitualmente. A medida que transcurrieron los tramos este aspecto se fue mejorando porque se fue afinando la electrónica y el motor se fue rodando. Por cierto que esta unidad contaba con la caja de cambios de serie en lugar de la de dientes rectos que estaba permitida en Gr.N.

Al igual que Pons, Dani aprovechó los tramos mojados de la última etapa para escalar varios puestos en la general, logrando clasificarse décimo octavo de la general, superado sólo por los mejores Súper 1600, logrando ya cronos muy cercanos a Pons, quien se impuso en Gr.N.

Sin embargo, el buen rallye de Dani se pudo haber ido al garete cuando, tras ese último tramo memorable, se incendió el vano motor de su coche al romperse un manguito de gasolina y caer al turbo. El fuego fue apagado por los comisarios, pero el equipo acabó penalizando cinco minutos (cincuenta segundos) a la entrada de la asistencia tras reparar como pudieron el desaguisado. Sordo y Castillo acabaron18º de la general, justo por delante de Kris Meeke-Chris Patterson (Opel Corsa GSi S1600). Tercero en el certamen Junior, con el Suzuki Ignis S1600, fue Salvador Cañellas acompañado por Xavi Amigo.

Gilles Panizzi (Peugeot 206 WRC) lograba la victoria por delante de Sébastien Loeb (Citroën Xsara WRC) y Markko Martin (Ford Focus WRC). Carlos Sainz, a quien su Citroen Xsara se le paró, cedió por ello tres posiciones, acabando séptimo. Un par de semanas más tarde Sainz y Loeb llegaban al Rally de Inglaterra empatados a puntos y el título se lo llevó Peter Solberg (Subaru). Sainz sufrió una salida de carretera pero Citroën logró el título de marcas.