WRC

- J.M. Fernández Pellón

Andreas Mikkelsen: “tenemos que ser humildes”

Será su gran prueba de fuego. Andreas Mikkelsen pilotará esta semana en el Rallye de Italia-Cerdeña uno de los Citroën C3 WRC 2018 oficiales.

El equipo Citroën Total Abu Dhabi WRT ha inscrito tres C3 WRC para esta prueba italiana. En la clasificación de pilotos y copilotos, Craig Breen y Scott Martin son los mejor clasificados: séptimos con 43 puntos. El dúo británico-irlandés ha demostrado una gran consistencia al terminar quintos en Montecarlo, Suecia, Córcega y Portugal. En Cerdeña, Craig tendrá que enfrentarse una vez más a su poco conocimiento de los tramos, así que terminar entre los cinco primeros sería muy positivo.

Novenos con 27 puntos, Kris Meeke y Paul Nagle marcaron casi todos ellos al lograr la victoria en el Rally de México. En una temporada llena de altos y bajos y con su Citroën C3 WRC, confían en no cometer errores y esperan conseguir otro buen resultado. Cuentan con velocidad, tal y como se ha podido ver en las muchas victorias de especiales que han conseguido en los últimos cuatro rallyes. Solo necesitan transformar su velocidad en resultados.

Oficialmente anunciado tras el Rally de Portugal, la llegada de Andreas Mikkelsen y Anders Jæger al equipo ha sido de lo más comentado antes del rally. A pesar de lo poco que han rodado con el C3 WRC, el noruego será capaz de sacar el máximo provecho a la prueba y conseguir una buena posición de salida para la primera etapa. Tras conseguir estar entre los 10 primeros en el Rally de Montecarlo y el Tour de Córcega en un WRC2, Andreas es undécimo en la clasificación de pilotos. Aunque es difícil predecir dónde estará el C3 WRC número 9, está claro que el nuevo fichaje de Citroën Racing está lleno de motivación.

Así lo explica él mismo: "Estos últimos días han sido apasionantes. He descubierto la fábrica de Citroën Racing, me he reunido con los miembros del equipo y he tenido el primer contacto con el coche en el sur de Francia. La zona de pruebas era muy diferente de lo que encontraremos en Cerdeña, pero me ha dado algunas buenas indicaciones del potencial que tiene el Citroën C3 WRC. Con el apoyo aerodinámico y la potencia del motor, las sensaciones al volante son impresionantes. Hemos podido comenzar a trabajar en algunos reglajes para adaptar el coche a mi estilo de pilotaje. El próximo fin de semana no tengo idea de a qué nivel estaremos. Contamos con una buena posición de salida el primer día, pero el nivel actual del WRC  es tan elevado, que tenemos que ser humildes. Haremos lo que podamos en este terreno tan difícil".