WRC

- Juan Manuel Fernández Pellón

Amamos los Gr.B, pero ¿qué pensamos de los WRC 2017?

El reglamento del WRC de 2017 nos va a permitir ver en competición nuevos coches, más potentes, más rápidos y más espectaculares. Recordamos con añoranza los Gr.B, pero a muchos no parece agradarles la estética de los nuevos WRC. Ayer pudimos ver por vez primera el Toyota Yaris WRC 2017 con especificaciones de asfalto.

La prohibición de los Gr.B se produjo en 1986 tras el accidente y fallecimiento de Henri Toivonen y Sergio Cresto en el Rallye Tour de Corse donde competían a los mandos de un Lancia Delta S4. Antes de esa tragedia, otros dos impactantes accidentes fueron los que habían comenzado a poner en tela de juicio a los coches de rallye más rápidos del momento. En primer lugar el fallecimiento de Attilio Bettega (Lancia 037) durante el Tour de Corse de 1985 y en segundo, la muerte de tres espectadores en el primer tramo del Rallye de Portugal de 1986 por la salida de carretera de Joaquim Santos (Ford RS 200).

Tras esa abolición de los Gr.B, el certamen de 1987 vio como los Lancia Delta Integrale, los Ford Sierra Cosworth, los Toyota Celica, los Mazda 323 el BMW M3 se convertían, con especificaciones de Gr.A en los coches más potentes de la especialidad.

Ahora, treinta años después la FIA ha dado un paso a la inversa, implementando un nuevo reglamento que ofrece más potencia y velocidad a los WRC. Los veremos en competición el próximo año, pero ya están realizando pruebas y más pruebas a lo largo y ancho de toda Europa.

Esta semana está probado Toyota su nuevo Yaris en Cataluña. Allí se ha visto por vez primera este coche en configuración de asfalto. Repleto de alerones y con grandes taloneras, muchos aficionados han criticado la estética de estos nuevos coches. Una opinión que se está extendiendo por las redes sociales y que ha abierto un gran debate.

Si amamos y añoramos los Gr.B, vehículos con una estética y un planteamiento aerodinámico muy exagerado sobre sus correspondientes vehículos de serie de los que partían -aunque muchos fueron concebidos únicamente como coches de competición- ¿qué pensamos de los nuevos Gr.B? Aquí os dejo este planteamiento que cuando menos es paradójico.