Nacional de Asfalto

- Kevin Muñoz

Remontada y liderato de Iván Ares en el Rallye do Cocido

Renta mínima de 4.9 segundos para el vigente campeón sobre Iago Caamaño tras la disputa de los siete primeros tramos.

Duelo de gallegos en Lalín. La primera cita puntuable de la temporada del Nacional de Asfalto, el Rallye do Cocido, está siendo súper emocionante. En unos tramos muy delicados y húmedos, que exigen la máxima concentración a los pilotos, Iván Ares se ha repuesto de una pequeña salida de pista para liderar la carrera al término de las dos primeras secciones del día.

El de Hyundai se ha visto obligado a remontar tras ceder casi 20 segundos con los pilotos de cabeza en el TC3, donde se ha pasado de frenada en una curva a izquierdas y ha ido a parar a un prado al más puro estilo Kris Meeke. Sin consecuencias mecánicas en su coche, el campeón de 2017 ha iniciado la recuperación que le ha llevado hasta el primer puesto al final del segundo bucle de la jornada.

Nada está decidido en la pelea por la victoria, ya que Iago Caamaño está cuajando su mejor actuación en el CERA. El gallego, al volante de un Ford Fiesta R5, es segundo a tan sólo 4.9 segundos de Ares y en los tramos de la tarde intentará dar la sorpresa y alzarse con la que sería su primera victoria absoluta en el campeonato.

Pese a liderar la prueba en los primeros compases, Fuster no ha podido igualar el ritmo de Ares. | Kike Salgueiro

En tercera posición, a 18.9 segundos del líder, se clasifica Miguel Fuster. En su debut con su nuevo Ford Fiesta R5 el piloto de Benidorm ha llegado a encabezar la prueba en los primeros compases de la etapa, aunque después ha ido perdiendo un poco de fuelle respecto a sus rivales gallegos, mucho más cómodos y adaptados a las condiciones de las especiales próximas a Lalín.

Álvaro Muñiz es cuarto absoluto y primero de la nutrida categoría N5. Con su Fiesta, el ex piloto oficial de Abarth tiene un margen de 20.8 segundos sobre el quinto clasificado y segundo de su clase, Adrián Díaz (Renault Clio N5). Inicio de rallye complicado para Suzuki, que ha visto como perdía a Joan Vinyes en la tercera especial por avería mecánica, mientras que su otro piloto, el debutante Javier Pardo, es séptimo por detrás del Subaru Impreza STI de Félix Macías.

Turno ahora para las asistencias antes de que los equipos afronten esta tarde seis tramos más repartidos en dos bucles con los que se decidirán los nuevos ganadores del Rallye do Cocido.