Rallyes

- Redacción

Rallye de Gales, segunda etapa: Ogier se queda solo

Sébastien Ogier afrontará tranquilamente la última jornada de mañana con una renta de 58.1 segundos con su Volkswagen Polo R WRC después de que su compañero de equipo, Jari-Matti Latvala, se haya salido en el primer tramo del día y haya perdido más de tres minutos.

El error de Latvala ha dejado a Mikko Hirvonen, Kris Meeke y Mads Ostberg peleando por la segunda posición. Se han intercambiado los puestos prácticamente durante todos los tramos hasta que Hirvonen se ha consolidado en la segunda plaza con su Ford Fiesta con una ventaja mínima de 3.4 segundos sobre Kris Meeke y su Citroën DS3 WRC.

Las condiciones en los bosques del norte de Gales eran más fangosas que las de ayer, especialmente en los tramos de la tarde, por lo que Ogier no ha tomado ningún riesgo. El francés solo ha entrado en el top 6 en seis de los nueve tramos del día, que han sumado 113.74 kilómetros contra el crono.

“No ha sido un día fácil ya que los tramos patinaban mucho, especialmente el último de todos, que hemos hecho de noche”, ha dicho Ogier. “Tengo una ventaja cómoda, así que mañana solo necesito pilotar de la misma manera e intentar cruzar la línea de meta.”

La lucha por el segundo puesto ha iluminado los bosques galeses. Hirvonen había mantenido el control inicialmente, pero antes de la asistencia de mediodía Østberg superase tanto al finlandés como a Meeke, cuando los tres rodaban englobados en 1.4 segundos.

Sin embargo, el noruego ha recibido una penalización de 10 segundos por llegar tarde a un control y un neumático sin dibujo le ha provocado una pérdida adicional de 15 segundos. Por todo ello ha descendido a la cuarta plaza de la general. Hirvonen y Meeke se han intercambiado dos veces las posiciones, pero el finlandés se ha mantenido por delante después del último tramo de la jornada.

Thierry Neuville ha aprovechado los problemas de Ostberg para acercarse a la cuarta plaza, a pesar de haber golpeado una chicane en el penúltimo tramo, descentrando uno de sus faros. La diferencia entre ambos es de 3.3 segundos.

Elfyn Evans ocupa la sexta plaza con su Fiesta RS, por delante de su compañero Ott Tänak. Henning Solberg marcha octavo pese a haber perdido 40 segundos a consecuencia de un pinchazo. Latvala, quien rompió también el amortiguador delantero derecho en el accidente que sufrió por la mañana, ha remontado hasta la novena posición. Completa la clasificación Martin Prokop.

Andreas Mikkelsen ha tenido que abrir carretera al reengancharse en la jornada de hoy después del abandono al que se vio abocado ayer por una rotura en la suspensión. El noruego se ha encontrado la pista en las mejores condiciones posibles, ya que el firme se va deteriorando con el paso de los coches. Mikkelsen ha ganado cuatro tramos por la mañana y otro más por la tarde, a pesar de un fallo en los interfonos.

La última etapa de mañana consta de seis especiales cortas y un total de 46.12 kilómetros. La última de ellas, el Power Stage, se emitirá en directo por televisión, y entregará puntos extra a los tres pilotos más rápidos.