Internacional

- Kevin Muñoz

Oliver Solberg aprende de Sébastien Loeb

El joven piloto noruego comparte con todos la jornada de test sobre asfalto que realizó en Francia junto al nueve veces campeón del mundo de rallyes.

Un lujo al alcance de muy pocos. Cuando uno se está iniciando en una disciplina, siempre desearía poder contar con la ayuda y consejos de uno de los mejores de la historia de ese deporte. Este es el caso que ha disfrutado en los últimos días Oliver Solberg.

El hijo del campeón del mundo de rallyes de 2003, Petter Solberg, no sólo ha querido contar con los comentarios de su padre, ha querido ir un paso más y ponerse en manos del piloto más laureado de la historia, Sébastien Loeb.

El joven noruego, que este año dispone de un Volkswagen Polo GTI R5 y que se está preparando para dar el salto al Mundial, realizó una intensa jornada de test sobre asfalto –la superficie en la que tiene menos experiencia- al volante de un Peugeot 208 VTi R2 del equipo de Loeb.

En este día de test, Loeb llegó a montar en el asiento de la dereecha al pequeño de los Solberg para mostrarle en primera persona como son los entresijos del pilotaje sobre asfalto. Además, no dudo en aconsejar al noruego, que se mostró encantado de contar con los comentarios del actual piloto de Hyundai.

Fruto de los nuevos tiempos que corren, Oliver Solberg cuenta con un canal en YouTube en el que comparte vídeos de su vida deportiva y, cómo no, no dudó en mostrarnos tan lujosa clase maestra llevada a cabo por Loeb. Dadle al play y disfrutad.

Sébastien Loeb is the wildest teacher for my first ever tarmac test!