Rallyes

- Redacción

Ogier manda en Gales

Los embarrados y complicados tramos del Rallye de Gales han visto de nuevo como los dos pilotos más rápidos de equipo Volkswagen se imponían en todos los tramos disputados. Un duelo entre Sébastien Ogier y Jari-Matti Latvala que tiene visos de durar hasta la última jornada del rallye.

Ambos han logrado cuatro scratch y aunque Ogier nunca ha dejado el liderato, no ha podido sacarse de encima a su compañero de equipo y ha finalizado el día con 6.6 segundos de ventaja tras ocho especiales que han sumado 145 kilómetros en el centro de Gales.

El bicampeón del mundo ha ganado tres de los cuatro tramos del bucle matinal y se ha dirigido a la asistencia remota en Newtown con 9.5 segundos sobre su rival, pero Latvala ha sido ligeramente más rápido por la tarde cuando las pistas estaban más rotas y resbaladizas.

“Era difícil correr esta mañana, pero me gustan mucho los tramos”, ha dicho Ogier. “Esta tarde ha sido cuestión de sobrevivir. Las condiciones eran tan resbaladizas que he tenido pelear con el coche todo el tiempo”.

Ogier se saltó un cruce en la primera especial de la tarde, mientras Latvala admitía haber tenido suerte de no volcar después de golpear con un hoyo en el primer tramo.

Mads Østberg y Mikko Hirvonen, que está disputando su último rallye antes de retirarse, estuvieron luchando por la tercera plaza durante la mayor parte del día. El noruego tomó ventaja por la mañana, pero Hirvonen se colocó por delante en la segunda sección, finalizando la jornada en tercera plaza con su Ford Fiesta RS a 1 minuto y 07.2 segundos del líder

Østberg se fue encontrando cada vez más disconforme con el manejo de su Citroën DS3, y cayó al quinto puesto en la última especial del día. Kris Meeke se benefició de los problemas de su compañero para escalar a la cuarta plaza, a pesar de recibir una penalización de 10 segundos por saltarse la salida en el primer tramo.

El piloto británico se encuentra a 7.7 segundos de Hirvonen y aventaja por 0.7 segundos a Østberg, aunque cometió un error en dos ocasiones en el mismo cruce.

Thierry Neuville marcha sexton con su Hyundai i20. El belga fue uno de los muchos competidores que perdió tiempo en una horquilla muy estrecha de la última especial. Elfyn Evans, Ott Tänak, Henning Solberg y Martin Prokop completan la clasificación, todos ellos con Fiestas RS.

Solberg perdió tiempo por la mañana por un fallo en el encendido, mientras que Prokop hizo un trompo y cayó a una cuneta en la última especial.

Andreas Mikkelsen se tuvo que retirar al romper la suspensión de su Polo R después de golpear con un talud. Juho Hänninen también abandonó por salida de pista.

Robert Kubica salió indemne después de rozar un muro, hacer un trompo y un gran sobreviraje, manteniéndose pese a todo ello undécimo. Problemas en la dirección asistida y en el diferencial delantero de su i20 retrasaron a la duodécima posición a Hayden Paddon.

La segunda etapa de mañana está compuesta por nueve especiales y 113.74 kilómetros. Los pilotos completarán dos bucles idénticos de cuatro tramos al norte de Gales, separados por un breve tramo espectáculo en el Castillo de Chirk.