Rallyes

- Redacción

Ogier, camino del triunfo en Alemania, Dani Sordo, cuarto

El francés ha superado a su compañero de equipo Jari-Matti Latvala en las marotonianas especiales que se han celebrado en Baumholder para aumentar su ventaja hasta los 33.8 segundos a falta de cuatro complicados tramos en los viñedos de Mosel de mañana.

La ventaja de 9 segundos de Ogier se ha incrementado en las vías para tanques del bucle matinal. En las carreteras con asfalto liso y de hormigo roto, rodeado de enormes hinkelsteins de piedra, el francés ha sido superior al resto.

Ogier ha ganado el tramo de 45.61 kilómetros y en las dos pequeñas especiales precedentes para aumentar su renta hasta los 18.5 segundos. Su actuación por la tarde también ha sido impresionante, endosándole otros 15 segundos a Latvala y superar el medio minuto de diferencia con el finlandés.

“Ha sido un día perfecto”, ha admitido Ogier. “Hemos logrado la mayor parte de la ventaja en el Panzerplatte, esa ha sido la clave del rallye. Tenemos la mejor puesta a punto y hemos gestionado bien los neumáticos, aunque nunca es fácil, sin splits, porque nunca sabes qué ritmo llevas”.

Andreas Mikkelsen se mantuvo tercero, a 1 minuto y 13.7 segundos, manteniendo así el triplete de Volkswagen con los Polo R en la prueba de casa. El noruego se sintió lo suficientemente cómodo como para probar un diferencial diferente por la tarde para preparar las próximas citas de asfalto que restan hasta final de temporada.

Dani Sordo y Thierry Neuville, compañeros de equipo en Hyundai, se batieron en duelo por la cuarta plaza con sendos i20. Neuville se colocó delante por la mañana, pero a pesar de un problema de Sordo al reducir de segunda a primera, el español recuperó la iniciativa para finalizar la jornada con 9.5 segundos de margen sobre el belga.

Elfyn Evans completó las seis primeras plazas con un Ford Fiesta RS. El galés sintió que quizá hubiera sido demasiado agresivo con sus neumáticos. Se encuentra solo 3.2 segundos por delante de Mads Ostberg, quien rebasó a Ott Tanak y Hayden Paddon.

Tanak perdió un minuto después de salirse de la carretera y luchar por reiniciar su propulsor debido a una rotura en el motor de arranque de su coche. Paddon estaba perplejo por su bajo rendimiento, hasta que se le diagnosticó una avería en el turbo de su i20.

Stéphane Lefebvre, debutante con un World Rally Car, redondeó la clasificación, marcando un impresionante segundo crono en el tramo doce.

La rotura de una transmisión hizo perder velocidad a Martin Prokop. Kevin Abbring perdió tiempo al quedarse sin dirección asistida. Robert Kubica [abajo] se retiró después de dañar la suspensión de su Fiesta RS WRC.

Dos bucles idénticos de dos especiales que cubren 67,34 kilómetros completarán el rallye mañana. La prueba concluirá con un tramo que se emitirá en directo por televisión, el Power Stage, en la que se otorgarán puntos extra a los tres pilotos más rápidos.