Nacional de Asfalto

- Redacción

Todo listo para la cita de Ourense

La quinta prueba puntuable para el Campeonato de España de Rallyes se ha presentado hoy en el Puente Romano de Ourense. La organización y las instituciones han puesto todo de su parte para vivir un nuevo y sensacional episodio de uno de los certámenes más competidos de los últimos años. El resto lo tienen que poner pilotos y público, que seguro lo harán.

Efectivamente, ese emblemático punto de la ciudad gallega, el Puente Romano, ha sido el escenario donde se ha presentado la 51ª edición del Rallye de Ourense-Ourense Termal. La prueba será puntuable por 45ª vez para el Campeonato de España de Rallyes sobre Asfalto, las 30 últimas de forma consecutiva, por lo que todos los implicados en su organización y puesta en marcha estuvieron en el acto.

Julio Bouzo, presidente de Escudería Ourense, agradeció la presencia de todos los asistentes: Mario Guede, concejal de Deportes de Concello de Ourense; Marta Míquez, secretaria xeral para o Deporte de la Xunta de Galicia; Roberto Castro, subdelegado del Gobierno en Ourense, Manuel Aviñó, presidente de la Real Federación Española de Automovilismo, y en particular la de José Luis Outeiriño, presidente de honor del diario La Región y uno de los fundadores de Escudería Ourense. Además estuvieron presentes, entre otros, Iván Corral como presidente de la Federación Galega de Automobilismo, y Rosa Dorado, secretaria xeral de la delegación territorial de la Xunta de Galicia. En el acto también se recordó la figura de Gonzalo Belay Jiménez, fotógrafo ourensano que fallecía semanas atrás y que en los últimos años fue un importante colaborador de la prueba.

En lo que respecta a lo que será la prueba en sí, se ha reducido su recorrido con respecto al año pasado en número de kilómetros cronometrados, pero mantiene la esencia que lo ha caracterizado durante toda su historia con tramos duros, exigentes y de indudable belleza, manteniendo casi todos ese asfalto gastado y rugoso, tan diferente a lo que acostumbramos a ver en la actualidad.

También, por segundo año consecutivo, el rallye se disputará en dos jornadas, comenzando el viernes por la tarde desde el Jardín del Posío, que repite emplazamiento como parque cerrado, para a continuación realizar dos veces los tramos de A Peroxa y Toén-Castrelo. El sábado se harán en dos ocasiones Esgos –la primera pasada será el TC-Plus, que otorga puntos adicionales a los tres primeros clasificados–, Cañón do Sil y Melias.

Otro de los cambios con respecto a la edición anterior es el regreso de la zona de asistencia al recinto ferial Expourense, lo que también conlleva que el tramo de test retorne a Castro de Beiro y que, además, ejercerá como calificación para los ocho pilotos prioritarios, que según el tiempo marcado podrán elegir su orden de salida en la primera etapa, pues en la segunda se hará ya según la clasificación provisional al final del primer día.

 

El presidente de la Real Federación Española de Automovilismo, Manuel Aviñó, en un momento de su intervención. | Javier Figueiredo

Como algunos de los presentes, Manuel Aviñó, presidente de la RFEdA, hizo hincapié en el importante aspecto de la seguridad, que es fundamental para el buen desarrollo del rallye, destacando por otra parte "la gran presencia que tiene Galicia en el ámbito nacional, ya que en 2017 se celebraron nueve pruebas puntuables para campeonatos de España, con un total aproximado de 600 inscritos”.