Nacional de Asfalto

- J.M. Fernández Pellón

Ha fallecido Bernard Vara, el mago de los Porsche 911

Acabamos de conocer el fallecimiento del francés Bernard Vara, una persona muy querida en España por haber trabajado durante muchos años como preparador de Porsche, primero en los años setenta y ochenta y más tarde junto a Miguel Fuster y a Sergio Vallejo con sus 911 GT3.

Un mensaje de Diego Vallejo en un grupo de Whats app, nos daba la primicia al final de esta mañana de este lunes 7 de octubre. “Ha fallecido Bernard Vara” decía Diego y con esa noticia se nos helaba la sangre, no en vano muchos de los que trabajamos en AUTOhebdo SPORT hemos tenido una gran relación con el francés durante muchos años. En mi caso tuve el honor de realizarle una entrevista durante el Rallye Santander Cantabria de hace ahora 10 años, en 2009, cuando acababa de regresar al equipo de Miguel Fuster, ProRallye, tras pasar varios años junto a Sergio Vallejo primero, y luego en el Nupel Team.

Pocos minutos después ha sido Miguel Fuster, muy afectado, quien me ha llamado por teléfono. Llorando, el seis veces Campeón de España, me decía: “Me acabo de enterar, era como mi padre, ¡me enseñó tantas cosas de las carreras!” Miguel me dijo que Bernard había sufrido un infarto cuando montaba en moto (su gran pasión) y estaba por Irún. Tenía 73 años. El de Benidorm rápidamente me había llamado para informarme y para pedirme que si podía escribir algo sobre Bernard. ¡Claro que sí!, le contesté. La trayectoria y la personalidad de Bernard, todo un caballero, lo merecen, por supuesto.

Rescato aquí algunos de los párrafos escritos hace diez años sobre Bernard, con quien yo trataba habitualmente en las asistencias y como os digo, tuve el lujo de poder entrevistar en una larga y bonita charla en el parque de asistencia del Rallye de Santander.

 

Un especialista en Porsche

En los años setenta y ochenta el nombre de Bernard Vara se popularizó en España como preparador de los Porsche de Marc Etchebers, Beny Fernández o Carlos Piñeiro. Tras unos años de ausencia en nuestro país, este genio de la mecánica volvió al nacional de rallyes de la mano de Miguel Fuster en 1999.

j.M. Fernández Pellón

Su relación con la competición comenzó en 1972. Mecánico de la concesión Porsche en Bayona, se ocupaba de la preparación y mantenimiento del coche de un piloto local, el doctor Bonemaison, que disputaba el Campeonato de Europa de Montaña. Fue en 1978, tras haber seguido unos cursillos en Sttutgart, cuando se instauró por su cuenta, comenzando una carrera llena de éxitos.

Trabajó en España por vez primera en 1974, año en el que vino con Marc Etchebers. De sus participaciones en los rallyes españoles empezó a conocerle la gente, puesto que en España no había muchos mecánicos especialistas en Porsche y eso es lo que le empezó a dar fama en España.

En el año 1979 empezó con Beny Fernández y en esa época fueron varias temporadas ininterrumpidas trabajando en España, hasta que a finales de 1984 Rothmans dijo que no iba a seguir con los rallyes. Entonces Beny fichó con Opel y Bernard se volvió a Francia, unos años en los que empezó a hacer coches para el Dakar.

Su regreso a España se produjo en 1999, cuando el malagueño Juan Díaz, de ProRallye, con quien trabajó en la época que estuvo en España con Ricardo Villar, de quien él era copiloto, le llamó porque quería disputar el Nacional dentro de la Copa Citroën Saxo con un piloto que se llamaba Miguel Fuster. Le propuso que se uniera a su equipo. Hicieron el Saxo y con él ganaron el Trofeo Citroën ese año.

Bernard estuvo con Miguel hasta 2003, puesto que fue entonces cuando el firmó un contrato con Fiat. Ese año además Miguel comenzó a trabajar con Piedrafita Sport dentro del equipo Imex Laca. Tras ganar el Trofeo Saxo, al año siguiente fueron un equipo semioficial de Citroën con el Saxo Kit Car. Después de varios años con Fiat, Fuster volvió con ProRallye con un Renault Clio S1600. Entonces a finales de 2006, Sergio Vallejo contacto con Bernard puesto que estaba comenzando un proyecto para competir con un Porsche 911 en el Nacional. Vara había estado con él en la época oficial de Fiat y aceptó el trato. Fue en 2009, cuando Miguel también corría con un Porsche 911 GT3, cuando el francés volvió a trabajar con el equipo Pro Rallye de Juan Díaz. Bernard venía del Nupel Team, ya en crisis por aquellos momentos y el círculo se volvía a cerrar.

¡Au revoir Bernard! ¡Gracias por ser una gran persona y un preparador excepcional!