Dakar

- Redacción

Rubén Gracia y Diego Vallejo siguen líderes en T3

El Dakar entra ya en su recta final. La tan temida secuencia de cinco etapas consecutivas de máxima dureza ha cumplido con creces, pero ya es historia. Rubén Gracia y Diego Vallejo manejaron con solvencia las múltiples situaciones de estrés que se dieron para concluir a su fin en una destacada 35a posición de la General, liderando a su vez la categoría T3, posiciones destacadas desde las que afrontan los últimos Km hasta llegar la ansiada meta de Rosario.

El periplo de etapas reinas del Dakar finalizó con esta demoledora 11a etapa, una jornada ya escrita para la historia. Con ello, los hombres del Mitsubishi Spain Team Powerade cumplen una jornada más finalizada con éxito en busca del objetivo de alcanzar la meta de Rosario. Para el madrileño y el gallego, hoy fue una especial de 7 horas y media contra el crono. Contra el crono y contra un itinerario donde el fesh-fesh fue el indudable protagonista de la jornada. Una de las múltiples conclusiones que el equipo extrae de esta su primera participación es la de que en ocasiones, la legendaria dureza del Dakar es de algún modo artificial. Basta con que la caravana de camiones se entremezcle con la de coches como así ha sido durante las pasadas cinco etapas, para introducir ese plus de dureza, consiguiendo con ello que la pista tras su paso se quede literalmente impracticable. Con este periplo sobre la arena de las comarcas de Catamarca, el Dakar cambia nuevamente su fisonomía, enfocando ya su recta final a través de dos larguísimas etapas a través de estrechas y sinuosas pistas de montaña.

Rubén Gracia: “Tras la etapa realizada hoy no podemos estar más satisfechos. En primer lugar por el equipo. Las jornadas están siendo demoledoras para todos, la mecánica sufre y hay que ponerlo todo a punto. El equipo hoy hizo una noche en blanco. A las 7:00 de la mañana arrancábamos nuestro coche para tomar la salida, justo cuando ellos terminaron sus tareas. De verdad, no sé cómo expresarles tanta admiración. ¡Chapeau por ellos¡ En lo deportivo fue una vez más una etapa dantesca. Rodar por pistas por donde ya han transitado no menos de 30 camiones es literalmente imposible. La fisonomía del tramo que encontramos tras ello nada tiene que ver con lo que a buen seguro es su estado original. Con zonas de roderas de hasta un metro de profundidad, nuestra evolución por la pista se convierte en un auténtico suplicio, lento, tedioso, peligroso... Ello y la longitud de la especial nos ha dejado hoy realmente exhaustos hoy. Ayer entre cronometrada y enlace pasamos más de 15 horas en al volante. Pero al fin al cabo, sabíamos que esto ocurre y que forma parte del escenario de carrera, y como tal lo asumimos, lo afrontamos y al terminar, pasamos página. Ya solo quedan dos días para cumplir nuestro objetivo.”

Luchada posición 43a en la 11a etapa para Rubén Gracia y Diego Vallejo, terceros entre los T3 tras el holandés Tim Coronel y el boliviano Alberto Gutiérrez. Con ello, los del Mitsubishi Spain Team Powerade continúan una jornada más como líderes de la categoría, si bien el margen es ahora más estrecho, con 30 min. 46 seg. sobre el holandés Tim Coronel y su buggy. En la General, los hombres del Mitsubishi Spain Team Powerade se sitúan en una destacada 35a plaza a falta de tan solo dos jornadas para que concluya el Dakar 2016.

Desde San Juan, la 12a etapa toma definitivamente rumbo hacia el este en busca de Villa Carlos Paz, penúltima jornada ya de este Dakar 2016. Un desplazamiento de los más largos de toda esta edición, nada menos que 931 Km, 481 de ellos cronometrados. El entorno desértico, la arena y la navegación quedaron ya atrás, afrontando aquí una especial de pilotaje puro a través de sinuosos y estrechos caminos de montaña bastante cerrados de vegetación. Esto no ha terminado aún. El promedio de velocidad aumentará y con ello la probabilidad de error. Tras un larguísimo enlace de 450 Km, los primeros vehículos tomarán la partida en la especial a las 12:14, arribando al Bivouac de Villa Carlos Paz pasadas las 17:30 h, 4 horas más en España.