Off road

- Redacción

El Raid de Marruecos evalúa a Alonso para el Dakar

El piloto español decidirá después de la prueba norteafricana, que comienza mañana, si finalmente compite en el Dakar.

Toyota presenta un potente equipo en el Raid de Marruecos, una prueba crucial para los intereses de muchos de los participantes que ven en esta carrera el escenario ideal para prepararse para el Dakar 2020.

El equipo japonés acude con todas sus armas disponibles, léase: Nasser Al-Attiyah, Yazeed Al-Rajhi, Bernard Ten Brinke, Giniel de Villiers, Erik Van Loon y, como no, Fernando Alonso. Frente a ellos estarán los Mini oficiales de Stéphane Peterhansel y Carlos Sainz, con sendos buggies, o el Mini JCW Rally privado de Jakub Przygonski. También Joan Roma, con su nuevo Borgward BX7 DKR Evo, con el que espera realizar sus primeros km de competición para ir adaptándose al vehículo que utilizará en el Dakar.

El Toyota Hilux de Fernando Alonso se sumará a la armada que presentan los japoneses en la prueba. | Toyota

Los Toyota Hilux partirán como favoritos, pero todas las miradas, o al menos un porcentaje muy alto de las mismas, irán dirigidas hacia Fernando Alonso y Marc Coma, que llevarán el coche número 314. Será la segunda competición de los españoles juntos y con el Hilux, que se estrenaron en Sudáfrica hace unos días.

Alonso espera sacar todas las conclusiones posibles de su participación en Marruecos, la más importante si definitivamente toma parte en el Dakar 2020, “Tras mi primer rallye todoterreno en Sudáfrica, el mes pasado, fui directo a Catar a visitar a Nasser, y pasé un par de días con él en las dunas, lo que fue una gran experiencia de aprendizaje para mí. Estamos trabando una gran relación en el equipo y ya tengo ganas de competir con mis compañeros. Es genial formar parte de Toyota Gazoo Racing en este programa. El equipo tiene mucha experiencia y ha logrado muchos éxitos, y eso me da mucha confianza por saber que estoy en buenas manos. En el equipo tenemos un gran ambiente de colaboración entre todos: pilotos, copilotos, directivos, ingenieros y mecánicos. La prueba nos fue muy bien, y recorrimos muchos kilómetros sobre distintos tipos de terreno, lo cual me sirve para sumar experiencia. Marc y yo esperamos poder seguir haciendo pruebas en el Raid de Marruecos. Si podemos completar esta carrera de cinco días, sumaremos más kilómetros de calidad y experiencia. Dicho esto, al fin y al cabo es una carrera, así que me sale la vena competitiva. Está claro que compararé mi rendimiento con la referencia de mis compañeros más experimentados y el resto de rivales, y me servirá también para saber cuánto hay que arriesgar en carreras así, con la vista puesta en el Rally Dakar”.

En los últimos días, Alonso y Coma han realizado varias sesiones de pruebas como preparación para Marruecos cerca de Erfoud, a unos 400 kilómetros al sur de Fez, sumando así otros 1.400 kilómetros de calidad a su programa de entrenamiento. La pareja española siguió contando con la orientación de Giniel De Villiers, ganador del Dakar, quien también realizó pruebas técnicas con su nuevo copiloto, Alex Haro, antes de que los otros dos pilotos y copilotos completaran el equipo para las pruebas previas a la carrera.

El Raid de Marruecos, que empieza y concluye en la ciudad de Fez, se celebra del 5 al 9 de octubre en la que será su vigésima edición. Planteará a los distintos equipos una mezcla de tramos técnicos y rápidos con dunas de arena al borde del desierto del Sáhara. Considerado la antesala y el último entrenamiento de larga distancia antes del Rally Dakar, esta nueva edición del Raid de Marruecos presenta una estructura radial, con cinco tramos competitivos a partir del 5 de octubre, con una distancia total de casi 2.500 kilómetros.