Raids

- Juan Manuel Fernández Pellón

Nani Roma acaricia su primera victoria del Dakar en coche

Nani Roma ha asestado un golpe casi decisivo al Dakar 2014 a falta de dos jornadas para el final. El piloto de KH-7 ha incrementado hoy su diferencia en 3’17”, que sumada a los 2’15” con que iniciaba esta undécima etapa, le permiten abrir una brecha de 5’32” al frente de la general de coches. Al volante de un Mini ALL4 Racing, el de Folgueroles está más cerca que nunca de ganar su primer Dakar sobre cuatro ruedas, 10 años después de hacerlo en moto. Al mismo tiempo, Albert Llovera se tuvo que retirar por problemas en el motor de su buggy.

La 11ª etapa ha transcurrido entre Antofagasta y El Salvador, con 605 kilómetros cronometrados por el desierto de Atacama y las ya míticas dunas de Copiapó. El ganador del día ha sido el argentino Orlando Terranova (Mini), con 10’57” de ventaja sobre Nani Roma y a 12’38” de Giniel de Villiers (Toyota). Stéphane Peterhansel (Mini) ha acabado cuarto la especial y Nasser Al-Attiyah (Mini) quinto, con lo que el catarí se mantiene tercero en la general a 56’01”.

“Después de muchos días arrastrando problemas, por fin hoy hemos podido disputar una etapa favorable, con sólo un pinchazo. Estoy contento por el resultado final y por haber pasado otra especial muy difícil”, reconocía Nani Roma satisfecho y muy tranquilo a su llegada al campamento de El Salvador junto a su copiloto Michel Périn.

Sobre las posibles consignas recibidas por el equipo X-Raid, Nani ha explicado que “es cierto que ayer hablamos de frenar la carrera, pero no ha habido órdenes reales porque yo he tenido que ir a toda máquina desde el principio, hasta colocarme delante y gestionar las diferencias. El equipo quiere conservar las tres primeras posiciones de la general, aunque aquí nadie ha levantado el pie como demuestran los cronos, a pesar de que Peterhansel haya pinchado dos veces, yo una y Al-Attiyah haya arrancado una rueda al final de la especial. Cuando yo me he puesto en cabeza, he tratado de frenar la carrera pero ellos no han aflojado”.

A pesar de faltar sólo dos etapas, el piloto de KH-7 no lanza las campanas al vuelo y prefiere mantener la cautela: “Todos sabemos que en el Dakar puede pasar cualquier cosa y que no hay nada decidido hasta el último kilómetro. Estoy más cerca que nunca, pero no puedo perder ahora la concentración puesto que todavía queda mucho trabajo por hacer hasta llegar al podio de Valparaíso”.

Mañana, penúltima etapa entre El Salvador y La Serena, con 349 kilómetros de enlace y 350 cronometrados. Si Nani Roma supera la jornada sin problemas, estaría a sólo un día y 535 kilómetros de convertirse en el tercer piloto de la historia que logra conquistar el Dakar en coches y motos.

Pep Vila entre los diez primeros de camiones

Pep Vila ha finalizado en la undécima posición en la undécima etapa del Rallye Dakar que se ha celebrado hoy entre las localidades de Antofagasta y El Salvador (Chile) con 605 kilómetros cronometrados, la especial más larga de la presente edición de la prueba sudafricana. Hoy ha sido una etapa tranquila para el piloto de Manresa después de que ayer rompiera dos ballestas de su Iveco que le hicieron tener que finalizar la etapa a ritmo más lento de lo habitual.

Pep Vila: "Hoy ha sido una etapa muy larga y dura, no hemos tenido problemas y el camión ha llegado perfecto. Jo Adua, compañero de equipo, ha sufrido un problema al arrancar el buje delantero en su Iveco, hemos parado pero no hemos podido hacer nada para ayudarle. Tras esta etapa nos hemos colocado en el top diez y tenemos que mirar de seguir así en las dos últimas etapas que restan".