Novedad

- Redacción

Renault Mégane RS Trophy: un paso adelante

Como viene haciendo desde 2005, Renault lanza una versión vitaminada del Mégane RS, que entre otras cosas cuenta con 20 caballos más de potencia en el motor.

A los que se les queda "corto" el Mégane RS ahora tienen una nueva y suculenta oferta: la variante Trophy. No tiene grandes diferencias en el exterior, la más evidente el diseño de las llantas específicas de 19 pulgadas con ribetes en rojo, pero sí en su mecánica.

Para empezar, se ha trabajado en el turbo del motor 1.8 de inyección directa para reducir su tiempo de respuesta y que la potencia pase de los 280 a los 300 CV. Otra consecuencia es que se ha obtenido más par: 20 Nm más en el caso de la variante automática y 30 Nm en el de la manual (ambas de seis marchas). Con esto, las prestaciones son más que interesantes, pues solo tarda 5,7 segundos en pasar de 0 a 100 km/h y alcanza una velocidad punta de 260 km/h.

El sistema de escape lleva una válvula mecánica para variar el sonido en función del modo de conducción seleccionado. | Renault

Otra novedad está en la línea de escape, ya que el silencioso trasero cuenta ahora con una válvula mecánica que, en función del modo de conducción (sistema Multi-Sense) seleccionado, permite variar la sonoridad, haciéndose esta mucho más patente en el modo Sport, que es lo que procede en un coche de esta orientación.

Como ya es habitual, también se ha incluido de serie el Chasis Cup, lo que se traduce en la inclusión de un diferencial mecánico Torsen de deslizamiento limitado, amortiguadores un 25% más firmes y barras estabilizadoras un 10% más rígidas. Los frenos también se han potenciado, y por supuesto mantiene el sistema 4Control de cuatro ruedas directrices.

En opción se pueden elegir unas llantas exclusivas más ligeras y unos asientos Recaro revestidos en Alcantara.