Novedad

- Rafa J. Cid

El Renault Clio cambia de cara

Matiza su aspecto, mejora el equipamiento y añade nuevos motores. Lo tendremos en las calles en septiembre.

El superventas de Renault, el Clio IV, ha vuelto a las mesas de los diseñadores para regresar con una actualización estética y novedades en lo que a equipamientos y versiones se refiere.

En la parte delantera, la parrilla que encuadra el logo ha sido rediseñada, así como la parte inferior de la calandra, ensanchada visualmente. Por dentro, el conjunto de las tapicerías ha sido renovado y se ha prestado especial atención a la calidad percibida y al tacto de los plásticos. Los cromados son más finos y en tono mate, y los colores son más sobrios.

El motor diésel 1.5 Energy dCi 110, asociado a una caja manual de 6 velocidades, viene a enriquecer la oferta de motores del nuevo Renault Clio, incorporando más potencia con consumos ajustados. También estará disponible en 6 velocidades manual el motor gasolina TCe 120. Así, el nuevo Clio dispone de una de las gamas de grupos motopropulsores más extensas del mercado, con 11 combinaciones caja/motor.

Siempre con la preocupación adaptarse a las crecientes demandas de conectividad, el nuevo Clio ofrece tres sistemas multimedia conectados: Media Nav Evolution, Renault R-LINK Evolution y una novedad, el R&GO, disponible desde la versión más asequible de la gama. Por primera vez en un modelo del segmento B, Renault ofrece en opción la calidad de sonido premium de Bose, con una experiencia acústica alto de gama.

Además, en opción dispondrá de radar delantero para prevención de colisiones y control de crucero adaptativo, además de cámara de marcha atrás.