Coches

- Rafa J. Cid

El Honda NSX regresa con 580 caballos y cuatro motores

El sucesor del coche que en su día puso a punto Ayrton Senna ha sido desvelado por completo hoy en el Salón de Tokio.

Su predecesor fue una leyenda: el primer superdeportivo japonés, el primer coche de serie fabricado en aluminio, un modelo de motor central capaz de rivalizar con los Ferrari de su época. El listón no podía estar más alto.

La puesta de largo del nuevo modelo se produjo en el Salón de Detroit del pasado enero, pero hasta hoy, en el Salón de Tokio, no han sido desveladas sus especificaciones técnicas definitivas.

Destaca entre ellas que tratamos con un coche híbrido, con un motor twin-turbo 3.5 V6 en posición central de 507 CV, al que apoyan otros tres eléctricos, a saber, uno trasero de 48 CV y dos delanteros entre ambas ruedas, de 37 CV cada uno.

Su peso, 1.725 kilos, es algo elevado, y se ve compensado por el sistema de tracción total SH-AWD para lograr asombrosas prestaciones: 3 segundos en el paso de cero a cien y una velocidad punta de 307 km/h.

Se le espera a la venta la próxima primavera a un precio por confirmar que podría superar los 150.000 euros.