Alonso se sintió “humillado” al comienzo de 2017, según Boullier.  | SUTTON

Alonso se sintió “humillado” al comienzo de 2017, según Boullier

Según el director deportivo de McLaren, el español se habría sentido abochornado al darse cuenta de que Honda había retrocedido durante el invierno.

Tras una primera temporada cuanto menos complicada con Honda en 2015, McLaren pasó de la novena a la sexta posición en el campeonato de constructores de 2016, lo que elevó las esperanzas del equipo a pensar que un gran salto estaría a la vuelta de la esquina en la tercera temporada junto a Fernando Alonso.

Pero nada más lejos de la realidad, pues el motor Honda fue demostrando carrera a carrera estar, como mínimo, un paso atrás, no solo en rendimiento, sino en algo aún más importante, en fiabilidad.

El principal problema del equipo ya no era tener un buen coche que fuera competitivo, sino algo tan básico como que este fuese capaz de acabar carreras. Por eso, Eric Boullier, ha admitido que fueron conscientes de que la realidad fue un golpe duro para el asturiano.

Según el director deportivo de McLaren: “Aparecer en Barcelona y encontrarse una situación inesperada en cuanto al rendimiento del motor fue una mezcla de tristeza, humillación y frustración”.

Boullier entiende perfectamente la frustración que siente el español, pues dice tener esa rabia por dentro de saber que puede hacerlo mejor. Según el director, Alonso sabe que puede ser el mejor y necesita demostrarlo.Además, este cree que el piloto estará aún más motivado si McLaren se convierte de nuevo en un contendiente a la victoria, algo que desde el equipo esperan que ocurra con la nueva unidad de potencia de Renault en 2018.

Outbrain